lun. Sep 26th, 2022
La derecha no se va a quedar de brazos cruzados porque es peligrosa y es violenta. La derecha se pegó un tiro en el pie y al ver que el pueblo festeja y sonríe desea pegarle un tiro para borrar su sonrisa. Y lo hará, porque sangra odio.

LA DERECHA, AL IGUAL QUE EL ESCUADRÓN DE MARTILLOS DE "THE WALL", SE DISPONE A APLASTAR LA ALEGRÍA DEL PUEBLO PERONISTA A FUERZA DE REPRESIÓN POLICIAL Y DETENCIONES ARBITRARIAS.

LA DERECHA EN PIE DE GUERRA

LA DERECHA RECARGADA

La derecha no se va a quedar de brazos cruzados porque es peligrosa y es violenta. La derecha se pegó un tiro en el pie y al ver que el pueblo festeja y sonríe desea pegarle un tiro para borrar su sonrisa. Y lo hará, porque sangra odio.

Esa derecha que en los cincuenta bombardeó, que en los sesenta fusiló y en los setenta exterminó, no va a permitir que el pueblo gane las calles de CABA, lo juran por Dios, que está en todos lados pero atiende en Buenos Aires.

“Desde el martes se produjeron a lo largo y a lo ancho del país manifestaciones, pero solo hubieron escenas de violencia en la Ciudad de Buenos Aires y en la puerta de mi casa, provocadas por lo que yo llamo el odio a la alegría y al amor peronista”, enfatizó la vicepresidente.

La derecha es “Que se muera el que tenga que morirse”, es “Hay que ver cuán pobre son los pobres, les hicieron creer a un empleado que podía tener celular e irse de vacaciones”; es la hipocresía de Macri atendiendo a los familiares del ARA San Juan en jogging.

Mientras la derecha opera sobre la exclusión (la supresión del otro) el peronismo opera sobre la exterioridad a él, a partir de la creación de un espacio diferencial desde el cual provienen las demandas sociales. Esta distinción es correlativa de otra, toda vez que mientras el peronismo habilita la expresión del sentimiento de injusticia, la derecha neoliberal promueve y explota el silencio sobre los sentimientos de vergüenza y humillación.

UNA DERECHA SIN MÁSCARA

Hoy la derecha no oculta el odio, por el contrario, hay una espectacularización del odio, una especie de dramatización explícita, un despliegue de hostilidad como afecto político, que tiene que ver con este lugar que buscan las nuevas derechas, que está mucho más asociado a la transgresión.

Por ese motivo vimos camiones del gobierno de la ciudad, a plena luz del día colocando conteiner cargados de piedras en lugares estratégicos de Recoleta para crear el caos y de esa manera apalear y encarcelar a los manifestantes.

Sin ir más lejos recordamos las antorchas encendidas frente al Obelisco porteño y la guillotina en la Plaza de Mayo, imágenes impactantes que dejó el banderazo organizado para protestar en contra del gobierno de Alberto Fernández, en el marco de la conmemoración del Día de la Independencia.

De la misma manera, bajo el mismo concepto de jactancia pública de la violencia, la agrupación de derecha Jóvenes Republicanos instaló frente a la sede gubernamental bolsas negras que simulaban ser sacos mortuorios y que portaban los nombres de dirigentes del oficialismo y referentes de organismos de derechos humanos.

LEALTAD  DE DERECHA VS. LEALTAD PERONISTA  

La gran diferencia entre la lealtad de la derecha y la lealtad del peronismo es que la primera surge del odio, el interés o la conveniencia, mientras que la segunda surge del corazón.

Mientras haya anti peronismo habrá peronismo. El anti peronismo es el oxígeno del peronismo. Lo motiva, lo agranda, le da poder porque el peronismo no es solo un partido político, es el marco donde se referencia gran parte del pueblo argentino.

Ser de derecha es buscar una postura cómoda, es la seguridad de estar protegido por los poderosos a quienes se defiende, es el bienestar de no tener que pensar ni razonar un argumento para explicar la desigualdad y la injusticia.

Ser de derecha es defender la igualdad de oportunidades (meritocracia) para llegar a una meta, mientras se oculta que el punto de partida nunca es el mismo para el hijo del trabajador que para el del agroexportador o industrial.

Por el contrario, ser peronista es defender la igualdad de posiciones, en donde el punto de partida de la competencia y la distancia para llegar a la meta es igual para todas las clases sociales.

Esa es precisamente la esencia de la justicia social del peronismo que la derecha, a fuerza de violencia y represión,  quiere borrar para siempre del corazón y la mente del pueblo argentino.  

Alejandro Lamaisón

Spread the love

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.